El subsidio. Esa es una de las principales razones del Gobierno de la República Dominicana al
justificar las causas por las que no bajan los precios de los combustibles,
pese a que el costo del barril del petróleo sigue disminuyendo.

El ministro de Hacienda,
José Manuel «Jochi» Vicente, explicó
a este diario durante el Almuerzo del Grupo de Comunicaciones Corripio que
cuando el subsidio destinado a ese sector llegue a su «mínima expresión»
entonces los precios de los carburantes volverán a sus valores normales en el
país.

«Porque si bien es cierto que hay combustibles que quizás
tienen un diferencial positivo, hay otros que tienen un diferencial muy
negativo. Y después de pasarnos un año subsidiando casi 36 mil millones de
pesos para evitar ese impacto, nosotros no queremos dar el paso hasta que
estemos seguros que el precio del petróleo llegue a un nivel que permita que el
Gobierno no tenga que seguir subsidiando», dijo el ministro de Hacienda.

Vicente dijo a periodistas que ese momento de poder comenzar
a bajar el precio de los combustibles es cuando el barril del petróleo se sitúe
por debajo de los 70 dólares, para evitar así el aporte del Gobierno y luego
que el tiempo demuestre la seguridad de «una estabilidad».

El precio del
petróleo
intermedio de Texas (WTI) subió este miércoles un 3,1 % y cerró en
77,41 dólares el barril, terminando en positivo por quinta jornada consecutiva,
impulsado por las expectativas de una mayor demanda de energía de China, gran
consumidor de crudo. Al cierre de las operaciones en Nueva York, los contratos de futuros del WTI para entrega en
febrero sumaron 2,29 dólares con respecto al cierre de la jornada previa. Este
aumento se produce incluso después de que el último informe del Gobierno de EE.UU. revelara hoy una de
las mayores ganancias semanales de inventario de crudo.

En su más reciente nota de prensa, el Ministerio de Industria, Comercio y Mipymes, dijo que para esta
semana, del 7 al 13 de enero el Gobierno volverá a asumir un sacrificio de 462
millones para evitar alzas de hasta 54 pesos, principalmente en el gasoil
óptimo y regular, esto debido a que hidrocarburos mantienen una diferencia
significativa en relación con el precio del crudo desde inicio de la guerra
entre Rusia y Ucrania, esto ha limitado que los precios locales puedan
disminuir al mismo ritmo que ha bajado el crudo.

«Sin dudas el tiempo nos ha dado la razón. Las medidas antes
mencionadas, se traducen en una estabilidad generalizada que ha convertido a
República Dominicana en un modelo regional, siendo un referente en el manejo de
la crisis, habiendo contenido el aumento acumulado de la inflación entre enero
y noviembre de 2022 en tan sólo un 6.8%, según el Banco Central», puntualiza la nota.

Previous articleCiudadanos se quejan por altos precios del plátano
Next article¿Una mafia para que combustibles no bajen de precios en RD?, la denuncia de Hubieres

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here